Instalación y mantenimiento de cristales y vidrios

¿Quieres conocer el presupuesto aproximado de este tipo de obra en concreto?

Empieza Aqui

Así podrás tener una estimación más correcta del gasto que supondrá para tu comunidad y solicitar presupuestos conociendo las caracteristicas técnicas de la obra sin esfuerzo

Está claro que los cerramientos, cristales y vidrios son elementos fundamentales en la estructura de un edificio, por lo que conocer los beneficios que nos pueden aportar tanto a nivel de eficiencia energética como de aislamiento y sus cualidades como elementos decorativos puede ayudarnos a tomar decisiones acertadas y a lograr una mayor comodidad en nuestros hogares.

En este artículo hablaremos de los diferentes tipos de vidrios y de los aspectos que hay que tener en cuenta a la hora de encargarlos, tanto si se trata de cambiar un vidrio roto como si se quieren sustituir los cristales de la comunidad de propietarios o acristalar la terraza.

Sustitución de los cristales o vidrios en comunidades de propietarios

En España, las viviendas familiares son responsables de cerca del 25% del consumo de energía del país y casi un 40% de la energía que utilizan se destina a la calefacción y al aire acondicionado, por lo que cualquier iniciativa que permita mejorar el aislamiento del edificio tendrá un enorme impacto sobre el consumo energético del inmueble. De hecho, a través de los cerramientos acristalados es por donde se pierde más cantidad de energía tanto en verano como en invierno, aunque estas pérdidas pueden reducirse mucho si se instalan dobles acristalamientos de aislamiento térmico reforzado con características aislantes muy superiores a los dobles acristalamientos o vidrios simples tradicionales.

Los cristales de aislamiento térmico reforzado son más eficientes energéticamente y permiten ahorrar entre un 20 y un 70%, por lo que tanto la comunidad de propietarios como los vecinos pagarán menos en sus facturas. Además, mejoran el confort en las viviendas, aumentan el valor del inmueble y son más respetuosos con el medio ambiente al reducir las emisiones de CO2. Eso sí, las viviendas que tengan los marcos de cristales en buen estado solo necesitarán cambiar los cristales, por lo que las actuaciones serán más efectivas y costarán menos.

En algunas comunidades todavía se puede solicitar el Plan Renove que promueve la instalación de este tipo de ventanas para reducir las pérdidas de calefacción y aire acondicionado y mejorar el confort térmico de los edificios.

En cuanto al quórum necesario para la sustitución de las ventanas y vidrios, hay que señalar que las ventanas de un edificio sujeto a la propiedad horizontal se consideran elementos comunes, por lo que no pueden ser sustituidos, variados o modificados por la voluntad de uno o varios propietarios, sino que sería necesario tener la previa autorización de la comunidad. Sin embargo, también es cierto que la casuística es muy variada y también se pueden encontrar sentencias que consideran que no es necesaria la autorización previa de la junta de vecinos.

 

¿Se puede cerrar o acristalar una terraza sin el consentimiento de la comunidad?

Los cerramientos y acristalamientos de terrazas han sido siempre motivo de conflictos en las comunidades de propietarios, por lo que conviene informarse bien de los permisos necesarios para que los vecinos no soliciten la paralización de las obras o derribo en un juzgado.

El tema de los cerramientos de las terrazas es más complejo de lo que parece a primera vista, ya que alteran un elemento común del edificio y para hacerlo bien y evitar problemas posteriores hay que pedir permiso al ayuntamiento y solicitar la aprobación de la comunidad de propietarios. De hecho, además de aceptar la obra con el voto favorable de las 3/5 partes de los vecinos que representen las 3/5 partes de las cuotas de participación en una Junta de Propietarios, los vecinos han de ponerse de acuerdo en el modelo de cerramiento, la forma, el color y el material.

En cuanto al permiso administrativo, el ayuntamiento solicitará un proyecto de edificación que garantice un resultado homogéneo del conjunto arquitectónico, pero, por ejemplo, si se trata de un edificio no se podrá cerrar la terraza. Además, si la obra genera un aumento de la edificabilidad que excede la permitida por la ordenanza de suelo urbano aplicable a la zona, el ayuntamiento denegará el permiso.

Hoy en día se prefieren sistemas movibles, como los acristalamientos sin perfiles de aluminio, que dejan la superficie diáfana, pero para este tipo de obra también se requiere tener un permiso del ayuntamiento y la aprobación de la comunidad de propietarios, ya que no deja de ser una obra que cierra la terraza y, en consecuencia, altera la configuración del inmueble.

 

Tipos de vidrios

Cuando se trata de vidrios, tenemos que tener en cuenta diferentes características a la hora de decidirnos por uno u otro.

Uno de los aspectos más importantes que debemos considerar es la posibilidad de incorporar más de un vidrio y una cámara intermedia. Este tipo de acristalamiento tiene más espesor y mejora considerablemente el aislamiento térmico o acústico de las viviendas, por lo que es la opción preferida en la actualidad tanto en edificios nuevos como en reformas de edificios antiguos. Estas son las principales alternativas existentes en el mercado:

  • Acristalamiento simple.
  • Doble acristalamiento. Según la normativa vigente, en la actualidad todos los vidrios exteriores deben ser de doble acristalamiento, pero la normativa no solo obliga a eso sino que también especifica cómo ha de ser la composición de los vidrios que quedan por debajo de una medida en función de la planta o altura en la que se encuentran.
  • Triple acristalamiento. Prácticamente no se usa en edificios de viviendas.
  • Composiciones de doble o triple acristalamiento. En lugar de lunas simples y una cámara intermedia, nos encontramos con templados/laminados/de seguridad + cámara + vidrio o luna de la otra cara, que a su vez también puede ser una composición en lugar de una luna simple. Es el caso de fijos inferiores, donde la normativa, en función de la la altura a la que se instalen, especifica que uno de sus vidrios (la cara a proteger) debe ser un laminado 6+6 o 3+3, en función de las características y la resistencia que se necesite. Por ejemplo, una barandilla de vidrio sin bastidor metálico con un canto pulido como remate suele tener una composición de 8+8, ó 10+10, según el cálculo y resistencia que haya de cumplir.

En otras situaciones, principalmente en el caso de fachadas de vidrio, fijos inferiores, barandillas de vidrio y mamparas de bañeras o duchas, también necesitamos que el vidrio tenga mayor resistencia, por lo que suelen utilizarse vidrios con características muy particulares: vidrio templado, que evita los cortes en caso de rotura del vidrio; vidrio laminado con una sola película de plástico, que protege contra el riesgo de heridas en caso de rotura accidental y vidrio laminado con dos o más películas, que protege contra el riesgo de caída al vacío y contra la caída de objetos.

Por otra parte, dependiendo del uso al que se destine el edificio o local donde se vayan a instalar, es posible que se necesiten vidrios con características específicas para ese uso concreto: vidrios de seguridad, blindados, antibalas, etc. Y por supuesto, no todos los vidrios tienen que ser de fabricación estándar, ya que hoy en día en el mercado se pueden encontrar todo tipo de vidrios con características específicas ideales para satisfacer necesidades muy concretas: autolimpiables, espejos antivaho, etc.

Por último, cabe señalar que no todos los vidrios son funcionales porque en muchos casos cuenta mucho la estética y personalización. Si este es su caso, está de suerte porque en el mercado podrá elegir entre una amplia gama de posibilidades entre las que cabe destacar las siguientes: vidrios pulidos o transparentes, vidrios carglass o translúcidos, vidrios impresos, vidrios lacados, vidrios moldeados o vidrios serigrafiados.

 

Aspectos a tener en cuenta a la hora de elegir los vidrios

Antes de nada deberá fijarse en el ancho o espacio del que dispone su perfil para alojar el vidrio. Si no está seguro, lo mejor es que contrate a un profesional para que lo compruebe porque es un dato fundamental y no todas las carpinterías admiten todos los espesores.

Además, tenga en cuenta que siempre hay que dejar un espacio para dilataciones, que ese espacio siempre se debe sellar exteriormente y que en muy raras ocasiones se sella interiormente.

También debería conocer el peso del vidrio antes de instalarlo y considerar su accesibilidad en caso de grandes dimensiones y/o pesos.

Otro aspecto importante a tener en cuenta cuando se va a contratar vidrios es que la medición que se factura no es la que tiene el vidrio que se va a instalar, sino que se factura en múltiplos de 6. No olvide tenerlo en cuenta a la hora de prever el gasto, o si no, considere la posibilidad de contratar los vidrios a a medición cerrada o por servicio.

Además de los aspectos mencionados anteriormente también hay otros factores que encarecen los vidrios:

  • La cantidad a instalar
  • Que tengan dimensiones mayores de 2 m²
  • La accesibilidad
  • Si se necesitan medios de elevación
  • Si se necesitan vidrios curvos o de fabricación especial
  • Recuerde que podrá elegir la silicona con la que se sella el vidrio exterior en función del color de la carpintería o de su gusto personal. Además, existe una silicona estructural de elevado precio que se utiliza cuando debemos dotar al vidrio de refuerzo y resistencia, por ejemplo, en el caso de fachadas o muros cortina.

 

Recomendaciones de uso

  • Exija que el personal encargado del mantenimiento y limpieza de los vidrios cumpla con la normativa de seguridad, tanto individual como colectiva.
  • Evite rayar los vidrios durante las labores de limpieza y arañarlos con otros vidrios, piedras o elementos metálicos.
  • No coloque unidades exteriores de aire acondicionado en zonas próximas a los vidrios porque podrían provocar la rotura del vidrio debido a los cambios bruscos de temperatura.
  • Vigile, sobre todo en vidrios de grandes dimensiones colocados en locales o portales, que el bastidor o carpintería sobre el que se monta tenga posibilidad de dilatarse, para que el vidrio no sufra tensiones y se rompa a consecuencia de ellas.
  • Es conveniente limpiar los cristales de toda la comunidad, por ejemplo, las ventanas de las escaleras o las puertas de cristal, al menos una vez al mes.

¿Quieres conocer el presupuesto aproximado de este tipo de obra en concreto?

Empieza Aqui

Así podrás tener una estimación más correcta del gasto que supondrá para tu comunidad y solicitar presupuestos conociendo las caracteristicas técnicas de la obra sin esfuerzo

¿Te ha sido útil este artículo?

Comunitaria | Comparamos Presupuestos para Comunidades
Menú
Súper Vecina
×
¿Puedo ayudarte?

Send this to a friend